Motín tras la batalla de Mook. Entrada en Amberes (1)

He hallado información de los amotinados tras la batalla de Mook o de Heumes, que comentamos de pasada anteriormente. No tanto me interesaba este motín en concreto de por sí, sino por la información relacionada con lo que hemos venido hablando de quienes salían de las filas cuando se producía el motín, y otras materias relacionadas con los motines:

Copia de caria original del comendador mayor de Castilla á S.M. y fecha en Bruselas á 17 de abril de 1574.
1. [...] los españoles que se hallaron en esta batalla han cumplido lo que antes dijeron , que fue amotinarse pocas horas después de la victoria

Copia de carta del comendador mayor de Caslilla á Sancho de Avila. De Bruselas á 20 de abril de 1574.
2. No he querido enviar desde acá persona propia á hablalles, pareciéndome que no es menester, estando ahí la de V. m. y las de los maeses de campo D. Hernando de Toledo y D. Gonzalo de Bracamonte, capitanes y oficiales que sabrán ponelles delante lo que les conviene , con que quedo muy confiado que se aquietarán

3. Y lo mismo que se hiciere con los amotinados haré luego con todos los otros españoles que no lo están , porque no les acaezca lo que en Harlem , que me dicen que se pagaron los amotinados y que á los otros no se dio un real

Copia de carta de Mos. de Chamañi, gobernador de Amberes, á S. M., de 28 de abril 1574. Narra la “entrega” de la villa por parte de Sancho Dávila a los amotinados.
4. Luego después despachó otra estafeta al comendador mayor con aviso que cierta persona que se habia hallado en el último encuentro y marchado algunos días con los soldados amotinados , le habia dicho que hacian cuenta de llegar aquella noche á Herentales , cinco leguas de Anvers , con determinación de forzar la villa por la parte del castillo, del cual se aseguraban , como se podia creer por las pláticas de los soldados del. Que habia entendido de los Guzmanes de los tercios amotinados, que vio salir del castillo y pasearse en la plaza del, que reconoscían por donde entraría la gente

5. Después vino un atambor que se habia huido del tercio de Sicilia y le avisó que los amotinados pretendian ser sin falta favorecidos de los soldados de la Citadela

Copia de carta original del comendador mayor de Castilla D. Luis de Requesens á S. M., fecha en Amberes á 15 de mayo de 1574.
6. En entrando estos amotinados aquí di orden á los maestros de campo , capitanes , alféreces y otros oficiales, que los habían echado de sí , y venían una jornada atrás , que se metiesen en Liera con las banderas

COMENTARIOS SOBRE LAS REFERENCIAS APUNTADAS ANTERIORMENTE
1. Se ve que los españoles lucharon en la batalla, y después de la victoria se amotinaron para que la reclamación de sus pagas hiciera mayor efecto.
2. De la segunda nota o extracto, se ve que los oficiales quedaban, al menos durante un primer momento con los amotinados, intentando convencerles de que depusieran su actitud, y se avinieran a mantener su obediencia a su bandera y oficiales.
3. Se ve aquí que se pagó a los soldados amotinados, y a los que no habían participado en el motín, no se les remató las cuentas, creando un agravio, y dando pie a que la gente leal no viera recompensada su lealtad en absoluto. Se ve como el gobernador y capitán general Requesens desea que ese error no vuelva a producirse. En este caso, cuando se hizo el remate de cuentas se hizo a nivel general, tropas amotinadas y sin amotinar, aunque se ve cierta preferencia de trato sobre los amotinados...
4. Esta nota en el que aparecen los famosos guzmanes no la acabé de comprender del todo bien, pero aquí dejo mi interpretación: entiendo que los amotinados estaban de camino a Amberes, a cinco leguas de distancia, mientras que los guzmanes de los tercios amotinados estaban en dicha villa, en el castillo o ciudadela de Amberes, estando estos guzmanes expulsados, reconociendo por donde habían de entrar los amotinados en la villa. Yo entiendo que auxiliando a los amotinados en esa labor de reconocimiento. Lo que está claro, es que los españoles que guarnicionaban la ciudadela no pensaban tomar las armas contra los españoles amotinados que se dirigían a Amberes, cosa que sí estaba dispuesto a hacer el gobernador de la villa, que defendía las murallas de Amberes al mando de tropas valonas y alemanas.
5. El atambor o tambor que en última instancia optó por convertirse en informador, estaba marchando con los amotinados.
6. Los oficiales marchaban por su lado - con las banderas - y entiendo que acompañados de los abanderados y escoltas. No sé que número representarían, pues no lo dice.

Amén de esto, hay curiosamente una referencia a un capellán que estaba con los amotinados. No incluyo la referencia por ser larga y dispersa - lo podeís encontrar en el enlace adjunto, páginas 484-496. Cambiaron los amotinados a su electo, consejo y sargento mayor, y el nuevo sargento mayor de los amotinados quiso que se celebrase misa donde él marcaba, y el vicario general le negó esto, y le propuso que acudiesen a la iglesia donde de ordinario se celebraba, Como no se acordaron, celebró la misa "un capellán que estaba con los amotinados".

Fuentes:http://www.archive.org/details/coleccindedocu30madruoft
Publicar un comentario